BUSCA Aquí Lo que Quieras Saber sobre Salud!

Remedios caseros para el hígado graso e inflamado

El hígado es un regulador de sustancias en nuestro organismo, cumple diversas funciones en el cuerpo, como la desintoxicación  de la sangre, producción de vitaminas y glucógeno, síntesis de las proteínas plasmáticas, segrega la bilis que es muy importante a la hora de la digestión.

Sin el hígado nuestro cuerpo no podría desechar sustancias nocivas que entran en la sangre como lo  es el alcohol, el hígado limpia nuestra sangre y proporciona al cuerpo sustancias esenciales el mismo y su funcionamiento, sin él no es posible vivir.

La Hepatomegalia es una condición importante, además de eso, el  órgano se inflama por diversos motivos ya sea por acumulación de grasas, virus o la hepatitis.

Si estas sufriendo del hígado y quieres saber cuáles son los remedios caseros para el hígado graso e inflamado, entonces, estas en el lugar correcto.

Remedios caseros para el hígado graso e inflamado

Remedios caseros para el hígado graso e inflamado

7 remedios caseros para el hígado graso e inflamado

La esteatosis hepática  más comúnmente como hígado graso, es un cuadro clínico que al principio es benigno, y si se trata a tiempo no avanza a mayores.

Si tienes síntomas como, fatiga o cansancio, dolor abdominal, náuseas y vómitos, retención de líquidos, pérdida de peso, ictericia un color muy fuerte amarillo en los ojos y la piel, probablemente estés padeciendo del hígado graso.

Si eres de los que quiere resolver estos molestos síntomas con remedios caseros para el hígado graso e inflamado te tenemos 7 remedios completamente naturales. Te recomiendo que prestes mucha atención para que aprendas como puedes limpiar tu hígado de manera efectiva.

1.    Tamarindo

El tamarindo tiene propiedades depurativas muy buenas para el hígado, ya que ayuda a desinflamar el órgano y mejora el funcionamiento de la vesícula biliar, un buen sumo de tamarindo resulta beneficioso para el hígado inflamado, te recomiendo tomar un zumo de tamarindo en la mañanas por 15 días seguro te ayuda.

Haz Click Aquí Para Ver:  Remedios caseros para que el cabello crezca más rápido

2.    Agua de cebolla

El agua de cebolla es muy buena para mejorar el sistema digestivo y reducir la grasa e inflamación  hepáticas, por sus propiedades depurativas y diuréticas.

La preparación del agua de cebolla es muy sencilla solo debes pelar la cebolla en cuadritos, déjala hervir en el agua por unos 10 minutos, luego dejar que el agua de cebolla se enfrié y tomarla si el sabor te resulta desagradable tapa tu nariz y tómalo rápido, haz esto en las noches por 7 días es muy bueno.

3.    Diente de león con miel

El diente de león es una de las plantas con mayores propiedades depurativas en el mundo naturista, junto con la miel que también tiene desintoxicantes de gran ayuda para el hígado graso

Pon a hervir la planta en un poco de agua por unos 15 minutos, cuela el zumo y luego aplica la miel y deja enfriar un poco es recomendable tomarlo tibio, haz esto en las mañanas y noches por unos 5 días.

4.    Miel

Si la miel sola es un gran aliado a la hora de restar la grasa del hígado y desinflamarlo ya la había mencionado pero no está demás volver a mencionártela, si no está a tu alcance el diente de león, puedes tomar unas dos cucharaditas de miel en la mañana y una en la noche te será de gran ayuda sobre todo si tu hígado graso es causa de alcohol la miel ayuda a eliminar hasta el 35% de alcohol en la sangre así que pruébala con fe.

5.    Níspero

El níspero tiene propiedades depurativas y mejora las funciones del hígado, toma jugo de níspero como merienda en las tardes o simplemente con comer un poco de esta fruta en el día te ayudara a mejorar la inflación del hígado e intoxicarlos.

Haz Click Aquí Para Ver:  Remedios caseros para eliminar el acné

6.    Limón y aceite de oliva

El limón tiene propiedades depurativas y desintoxicantes para el organismo, es muy bueno a la hora de limpiar y tonificar nuestro hígado, en ayunas todas las mañanas por 15 días, quince minutos luego de tomar un vaso de agua, toma una cucharada de limón en un poco de aceite de oliva de seguro te es de gran ayuda.

7.    Cambiar nuestros hábitos

Quizás lo último no sea un remedio como tal pero vaya que si ayuda a nuestro hígado, llevar una vida más sana alejada del exceso de alcohol, incrementar la fibra en nuestra dieta, hacer ejercicio y no fumar es de gran ayuda para el hígado te evita muchas enfermedades relacionadas con el hígado graso e inflamado.

Si eres de los que te gusta lo natural, espero te haya servido de gran ayuda este artículo sobre remedios caseros para curar el hígado graso y recuerda lo más importante es la vida sana y activa para prevenir muchas enfermedades incluyendo las de este órgano tan importante para nuestras funciones como es el hígado.

Si te gustó el artículo compartilo en tus redes sociales.




BUSCA Aquí Lo que Quieras Saber sobre Salud!




Deja Tu Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.